divendres, 18 de desembre de 2015

Un pacto de amor. Mi vida junto a Vicente Ferrer, de Anna Ferrer




Autora: Anna Ferrer
Editorial: Círculo Rojo, agosto 2015
Colección: Relatos
Páginas: 320
ISBN: 978-84-9115-265-1


“El dolor y el sufrimiento no están para ser entendidos, sino para ser resueltos.”

Vicente Ferrer 


El libro que reseño hoy es muy especial. Tiene un largo camino lleno de sentimientos, experiencias, vivencias... Desde que era bien pequeña, una de mis ilusiones era colaborar con una ONG, viajar in situ a un país que me necesitara y ayudar en todo lo que pudiera, sobre todo a los niños pequeños. Con los años, este sueño aún no se ha podido realizar, pero me prometí a mí misma que, con el primer sueldo fijo que ganara, apadrinaría a una niña o un niño. Para mí era (y sigue siendo) importante escoger una fundación que me inspirara confianza y fe ciega. Y me decanté por la Fundación Vicente Ferrer. No pude haber elegido mejor. Me llamaba todo sobre ella: su filosofía, su historia, su gran fundador, su cercanía y complicidad, el país donde se arrelaba (la India me fascina)... Y de esta manera Mounika, mi preciosa niña apadrinada, entró en mi vida. Y continúa en ella. Hoy es una preciosa adolescente a la que sigo ayudando y que aporta luz y alegría a mi vida.

Vicente Ferrer, uno de mis ídolos, se fue en el 2009, el mismo año que falleció mi padre. Fueron unos meses horriblemente tristes y desgarradores... No pude viajar hasta la sede de la Fundación y no lo pude conocer en persona. Ésta es una espinita que siempre llevaré clavada en el corazón. Pero gracias a esta obra que ha escrito su mujer, su querida Anna, he conocido al Vicenç familiar, cercano, entrañable, humano... No hace falta añadir que siento una profunda admiración por esta señora que lo dejó todo por el hombre que adoraba y por su sueño de mejorar el mundo.


SINOPSIS (web de la editorial)

Este es el relato de un pacto de amor entre un hombre y una mujer y de ellos con el mundo, la maravillosa historia de un matrimonio que parecía imposible y de un milagro de prosperidad y esperanza en una de las regiones más pobres de la India. Los caminos de Anna y Vicente se cruzaron en la India en 1968. Por aquel entonces, la joven Anna buscaba todavía su sitio en el mundo y el misionero Vicente Ferrer ya luchaba a brazo partido por los más necesitados. Les esperaba Anantapur, donde solo había polvo y miseria; hoy allí se levantan hospitales, escuelas, se trabaja a favor del desarrollo de la mujer y de las personas con discapacidad, se cultivan los campos y se construyen viviendas para los dálits y los grupos tribales. Estas son las memorias de una vida dedicada a los demás: de un pacto de amor entre Anna, Vicente y el mundo. 


MI OPINIÓN

Primero de todo, quiero dejar claro que no estamos delante de una obra literaria sino de la historial vital de una mujer valiente, decidida y luchadora que seguramente ha pasado desapercibida durante muchos años por ser la pareja de un hombre con una capacidad de liderazgo, motivación y movilización brutal: Vicenç Ferrer.

He disfrutado muchísimo leyendo la vida de Anna. Creo que su historia tiene que ser conocida y difundida. Con sólo 16 años empieza un viaje en coche con su hermano y su cuñada desde Inglaterra hasta la India. Allí su hermano se queda una temporada a trabajar y ella decide continuar sus estudios en Mumbai, sola, para después empezar a trabajar como periodista. Precisamente ejerciendo esta profesión conoce a Vicenç Ferrer, que en aquel entonces ya es un misionero que lucha por los más necesitados. Anna lo acompaña durante la difícil época en que es expulsado del país por el gobierno y, cuando vuelve y se instala definitivamente en Anantapur, lo sigue y se queda a su lado para ayudarlo como voluntaria. Y así empieza la vida en común de Vicenç y Anna: se casan en 1970 y crean una organización de desarrollo. Juntos inician su incansable lucha para lograr una vida mejor para las comunidades más pobres de Anantapur. Actualmente, Anna es la directora de Programas de la Fundación Vicente Ferrer.

Me gustaría destacar en este punto un aspecto que me llamó la atención: lo de Anna y Vicenç no fue una historia de amor a primera vista. Lo que les unió fue el trabajo y el compromiso de ambos en la lucha por mejorar las condiciones de vida de aquellas personas inmersas en un gran círculo de pobreza y exclusión social.

De una manera sencilla, directa y natural, a modo de relato intimista y con un toque de crónica periodística, Anna nos va contando una historia que entremezcla la trayectoria de Vicenç Ferrer y su Fundación con anécdotas familiares. Llegamos a entender cómo ha sido el proceso de creación y crecimiento de una organización tan grande e importante. Nos habla de: centros de nutrición, excavación de pozos, los programas “Alimentos por trabajo”, los trabajadores sanitarios, la extrema importancia del apadrinamiento y los padrinos, los programas especiales para el desarrollo de las mujeres, los programas de trabajo con las personas con discapacidad (siempre fomentando su iniciativa), los programas de ecología, la construcción de viviendas para los más desfavorecidos (e.g. los dálits), el momento del nacimiento de la Fundación Vicente Ferrer...

Me ha encantado la manera cómo la autora nos acerca a la figura de su esposo y la “humaniza”. Anna nos muestra el lado más personal e íntimo de Vicenç. Por ejemplo:

·   El momento en que Vicente lleva a Anna y a su hija Tara del hospital a casa después del alumbramiento: “Como llevar a un niño recién nacido no entraba en el ámbito de sus actividades habituales, debió de quedarse petrificado cuando supo que tenía que llevar a la niña en brazos, así que fue a casa y cogió una almohada.” Y con mucho cuidado, puso a Tara en la almohada y la llevó así al coche. (pág. 97)
·         Un día me dijo: “¡Vaya, Anna! ¡Estas cebollas son muy sabrosas...!” Y yo le contesté: “Bueno, eso es fantástico, Vicen. Pero no son cebollas. Son patatas.” (pág. 145)
·         Su faceta cómica y divertida (pág. 208) 


Tampoco podemos olvidarnos de la cantidad de anécdotas y datos que leemos acerca de la India: su cultura, su sociedad, su religión... Realmente ha sido como si realizara un viaje a este país y recordara buena parte de lo aprendido en la universidad. Las historias de las personas que van pasando por la vida de nuestros protagonistas me han llegado al alma y en muchas ocasiones me han puesto la piel de gallina. 

Después de leer este libro, he entendido el porqué del éxito de mi querida Fundación Vicenç Ferrer. Y es que la pareja formada por Vicenç y Anna era perfecta en su conjunto, complementaria como el Ying y el Yang. Él fue el visionario, el líder con una capacidad impresionante para unir a millones de personas en su sueño para convertir el mundo en un lugar mejor. Era un trabajador nato y nunca se rindió. Para él era más importante actuar que hablar. Y ella, Anna, fue (y es) la organizadora, la logista, la ejecutiva, una persona optimista por naturaleza que ha ido tomándose la vida como le venía y solucionando los problemas con calma. ¿Cómo podrían existir uno sin la otra y viceversa? Como dice Anna:

“Así fue. Así ha sido nuestra historia. Vicente inició el trabajo y yo lo moldeé. Los dos formamos una alianza que resultó crucial y que ha contribuido al éxito de nuestra labor y de RDT.” (pág. 200) 




No me gustaría finalizar la entrada de hoy sin mostraros un vídeo para que veáis a la propia Anna contando su historia, con sus propias palabras, su propia voz... Es fantástica. Gracias, Anna, por toda la labor que has hecho junto a Vicenç, tus hijos, los colaboradores de la Fundación, los padrinos... Gracias por sacrificar tu escasa vida privada por el bien de los demás. Siempre se ha dicho que detrás de un gran hombre hay una gran mujer. Y creo que en este caso no podría ser más cierto. Un beso enorme hacia la India.






NOTA: Muchísimas gracias a mi querida Editorial Círculo Rojo. En cuanto les comenté la ilusión que me hacía leer este libro, no dudaron en enviarme un ejemplar rápidamente.




16 comentaris:

  1. ostres! Un llibre sobre un gran home. Aquest no me'l perdo ;)

    ResponElimina
  2. Me parece una historia muy bonita.

    Besos

    ResponElimina
    Respostes
    1. Realmente lo es! Un beso, querida Joanna.

      Elimina
  3. Es un gran historia pero no se si me animaria con el libro.

    ResponElimina
  4. Hola, guapa!!! Pues.... no me llama mucho la atención, la verdad.

    Un saludazo.

    Lou G (CDC)

    ResponElimina
  5. No lo conocía pero me encantaría leerlo, me ha parecido muy interesante
    Besos

    ResponElimina
    Respostes
    1. Muchas gracias, Tatty. Realmente vale la pena!

      Elimina
  6. Me encantaría saber más sobre ella porque la labor me encanta!
    Un beso!

    ResponElimina
    Respostes
    1. Yo también soy muy fan de la FVF desde hace años. Un besazo!

      Elimina
  7. very great post!! I love your blog! I follow you on GFC, I wait you on mine
    http://blablablalovinglanguages.blogspot.it/

    ResponElimina
    Respostes
    1. Thanks a lot, Silvia! I follow you back. ;)

      Elimina
  8. Hola
    La verdad es que no me llama mucho la atención... Y además estoy muy saturada con mis lecturas, por lo que si le doy una oportunidad, esperar un tiempo... Pero igual, la editorial no pública en mi país, es una gran pena.
    Saludos

    ResponElimina

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...